12 noviembre 2006

La ley de Murphy

Ya quedará poca gente que no conozca la ley de Murphy:
Si algo puede salir mal, saldrá mal
y solo los que han leído el libro del mismo nombre conocen las leyes de Price, el axioma de Aquino y otras tantas que la obra agrupa.

El libro de Arthur Bloch está divido en categorías como «Diseñología», «Cortesía en carretera» o «Problemática», por citar algunas. Las leyes, corolarios, comentarios, axiomas y demás se agrupan en estas categorías para que sean más fáciles de encontrar y relacionar.

Leídas en pequeñas dosis siempre nos traerán una sonrisa pero meterse todo el libro en las retinas cansa. Las leyes respetan el mismo espíritu de la original enunciada por Edward A. Murphy, Jr. y terminan por sonar repetitivas. Al menos el hecho de que sean meras leyes enunciadas hace el libro muy breve, y al final se agradece.

Este libro lo he leído gracias a un préstamo personal.

1 comentario:

Negro-Murphy dijo...

Y son verdades indiscutibles...la mayoría.