13 mayo 2006

JAG Alerta Roja

Hoy estoy pocho. De las pocas veces que he tenido que llamar al trabajo diciendo que no podía ir. Pero que nadie sufra, es más incomodo que insano.

Cuando estoy enfermo me gusta mirar algo como películas, series, etc... Bueno, lo que me gusta de verdad es que me cuiden, pero por motivo de futuros posibles procuro deshacerme de esa moleta molesta adicción al cuidado cariñoso. El caso es que hoy he aprovechado para ponerle ponerme al día con la serie "JAG Alerta Roja" que en su día emitió Antena 3. La serie trata sobre los servicios de abogacía de la Marina estadounidense. Dos abogados van de problema en problema realizando investigaciones más propias de detectives, acciones diplomáticas, persecuciones y, de vez en cuando, acciones judiciales y propias de abogados.

No se muy bien por qué me gusta la serie. Quizá la estética militar, presentada de manera claramente propagandística, donde todo es atractivo incluso para un pacifista como yo. Quizá la mezcla de géneros con esa forma hollywoodiense de tratar los temas judiciales mezclada con dosis de acción y de vez en cuando una trama de espionaje.

Y es curioso como, cuando lo piensas, la gran mayoría de producciones bélicas estadounidenses son como un anuncio gigante para que la gente se aliste. Los uniformes, las armas, los vehículos y edificios siempre están en perfecto estado. Los militares son un dechado de virtudes como el honor, la camaradería y trabajo en equipo. Los lemas se repiten constantemente con orgullo y, excepto en contadas ocasiones, el ejército, los efectivos y las técnicas aprendidas dan excelentes frutos. Y aquí en España lo más que puede uno ver es "Historias de la Puta Mili", que será muchas cosas pero propaganda militar precisamente no.

6 comentarios:

Ignacio dijo...

Ya,Ya,que ati te pone el comandante Raf,que esta como un queso¡¡¡
Ja,Ja,Ja.

Ignacio dijo...

Perdon Comandante Rabb.

Ignacio dijo...

Y no te digo ya,el almirante Ckebebek,con esa calva,ex-seal,que porte.

JA JA JA.

josuered dijo...

Primero me tiras los tejos a mi de manera indirecta, y ahora te fijas en todos los tipos con uniforme que salen por televisión... Ignacio, esto solo tiene una explicación desde la lógica y tu sabes cual es.

Lo primero es sincerarse con Maria, luego ya verás...

Meg dijo...

¡Cuánto mal han hecho las series de abogados americanas!... Luego la gente se piensa que el trabajo de abogado es así de interesante, que los jueces te dejan pasearte por la sala y exhibir un lenguaje mordaz, soez e hiriente contra el supuesto acusado, que al denunciado/denunciante no se le llama a interrogatorio más que al final... Todo mentira.

josuered dijo...

Tampoco es el ejercito tan bonito como lo pintan :P Además, en las profesiones de película más vale abogado que informático :D